marquee

Lo Último

viernes, 29 de julio de 2016


Prosegur gana un 81 millones hasta junio de 2016 | Representa un 4,1% más


Prosegur registró un beneficio neto consolidado de 81 millones en el primer semestre del año, un 4,1% más respecto al mismo periodo del ejercicio anterior, según ha informado este jueves la compañía.
De este modo, mantiene la mejora de la rentabilidad en sus operaciones gracias a las medidas de protección de márgenes y a la nueva propuesta comercial "donde la influencia de la tecnología tiene un mayor peso".
Entre enero y junio, Prosegur incrementó sus ventas un 13%, con el buen comportamiento de las operaciones en el área Argentina (Argentina, Uruguay y Paraguay), España y Brasil, con incremento del 36%, del 7,2% y del 4,7%, respectivamente.
Sin embargo, debido a la depreciación de las divisas en los países de la región iberoamericana, la facturación del grupo cayó un 5,9%, hasta los 1.837 millones de euros.

El tipo de cambio también ha afectado al ebitda, que ha descendido un 3%, hasta los 203 millones de euros de euros. Por el contrario, el ebit obtuvo un crecimiento del 3,9%, hasta los 148 millones de euros. La compañía destaca que estos datos suponen un incremento del margen desde el 7,3% del primer semestre de 2015, al 8,1% en el primer semestre de este ejercicio.
Por líneas de negocio, Soluciones Integrales de Seguridad facturó en el primer semestre 937 millones de euros, un 4% menos que el mismo periodo del año anterior.
En el área Europa y resto del mundo, esta división se ha mantenido con un crecimiento del 4%, alcanzado los 486 millones de euros, mientras que en Iberoamérica registró unas ventas de 451 millones de euros, un 12% menos. Sin embargo, la facturación en moneda local de Soluciones Integrales de Seguridad ha mostrado un crecimiento orgánico del 17%.
Por su parte, el área de Logística de Valores y Gestión de Efectivo registró unos ingresos de 795 millones de euros hasta junio, un 9% menos que el mismo periodo del año anterior.
En Iberoamérica, las ventas crecieron en moneda local un 17,5%, mejorando con respecto al primer trimestre del año. Sin embargo y debido a la evolución negativa de las tasas de cambio, el área registró una facturación de 528 millones de euros, un 13% menos respecto al primer semestre de 2015.
En Europa y resto del mundo, las ventas se vieron impulsadas un 2%, hasta los 266 millones de euros, destacando el buen comportamiento de las operaciones en Alemania y el incremento de la actividad de BPO (Business Process Outsourcing).

Mientras tanto, el negocio de Alarmas continúa creciendo y ya supera las 465.000 conexiones, un 6% más que al cierre de 2015. En total, Alarmas registró un crecimiento del 2%, hasta los 106 millones de euros, destacando el buen comportamiento de Europa y resto del mundo.