marquee

Lo Último

sábado, 25 de enero de 2014


PROSEGUR PAGA EN URUGUAY SUS EXCESOS|LA MOVILIZACION SINDICAL PONE EN JAQUE A PROSEGUR


Según Prosegur las medidas sindicales ponen en riesgo la viabilidad de la compañía

La empresa exhortó a las autoridades gubernamentales y a las organizaciones sindicales a que tomen acciones necesarias "para encontrar caminos de solución a un problema que hace peligrar cientos de puestos de trabajo".

Es curioso que la dirección de la empresa, ahora, solicite la intervención de las autoridades de un pais, cuando no hace mucho tiempo en otros países  como Paraguay y otros países de America Latina, despedía a 300 trabajadores por organizarse sindicalmente y en España, actualmente, tiene planteado un ERE (despido colectivo) y un descuelgue del convenio colectivo nacional.

En la tarde de este martes, la empresa Prosegur emitió un comunicado donde exhorta a las autoridades gubernamentales y a las organizaciones a tomar las acciones necesarias para encontrar caminos de solución a un problema “que pone en riesgo la viabilidad de la compañía y el sector que hacen peligrar los puestos de trabajo”. Hoy, Proesegur trabaja a un 15% de su capacidad operativa.

Según la misiva, la compañía solicitó “insistentemente la actuación de las autoridades del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social y del ministerio del Interior para resolver un conflicto en el que no tiene capacidad de aportar soluciones. Hasta el momento las gestiones han sido infructuosas”.

Prosegur se calificó como “rehén de la situación” dado que algunos de sus clientes (supermercados, bancos, estaciones de servicios, entre otros) y la población en general son afectados por “las dificultades que se están generando para transportar valores”.

Además, desde la empresa manifiestan que siempre se “estuvo, está y estará abierta al diálogo pero el reclamo del Sindicato de Trabajadores de Prosegur Uruguay (Sitpro) sobre su representatividad en los Consejos de Salarios está fuera de la competencia de la empresa. Además, si incidiera en la nominación de un interlocutor en las negociaciones laborales, incurriría en actos de injerencia que le están expresamente vedados”.

De acuerdo a la reseña de cómo comenzó esta situación expuesta en el comunicado, el conflicto se originó entre dos organizaciones sindicales vinculadas al negocio de transporte de valores, el Sitpro, afiliado a la Federación Uruguaya de Empleados de Comercio y Servicios (FUECYS), y la Asociación de Empleados Bancarios del Uruguay (AEBU).

Sitpro reclama participar en las negociaciones de Consejo de Salarios del grupo Empresas de Seguridad y Vigilancia, en las que hasta el momento ha participado AEBU.

Por este reclamo, los trabajadores sindicalizados de Prosegur realizan un piquete en la entrada del garaje de blindados de Prosegur en Montevideo que impide la libre circulación de su flota de vehículos.